miércoles, 21 de octubre de 2009

Mañana del 21 de octubre. 9:32


Os conté en mi anterior post que en clase me puede la vergüenza a la hora de hablar. Ciento cuarenta personas a veces impone un poco, y más, viendo que algunos están muy seguros de sí mismos y que tienen argumentos bastantes sólidos cuando comparten su opinión en la clase.
Pero, sin embargo, hay quienes preguntan por preguntar y hablan por hablar. Ya van unas cuantas niñas que lo único que hacen es repetir como loros lo que ha explicado la Calero, y otras que se dedican a hacer preguntas como: "¿Y el sumario va siempre a la derecha?" "¿Los artículos de opinión van siempre en la sección de opinión?" "¿La portada del periódico va siempre ilustrada por una imágen?"
No quiero parecer borde, pero son preguntas que sirven solamente para hacer que la Calero se entere de que existes y para que retuerza los ojos y responda como si estuviera harta de oír dudas como esas.
Comento esto porque estoy en clase de Documentación informativa y es un poco - bastante- aburrida, y como el tío no habla de algo que no se supiera ya antes y se nos permite estar en clase con el portatil, además de copiar los apuntes por aquí que es más rápido, aprovecho para escribir esto :)

2 comentarios:

Þórunn dijo...

Jajajaja....
Ya verás como aumentará tú confianza y preguntarás, pero procura que sea una duda de verdad y que el profesor no haya explicado que significa cada elemento, y así no quedarás mal como yo al confundir una "R" con un "2". Jajajaja

Laura dijo...

jajajaja.
Sí, sí, poco a poco no?