viernes, 29 de mayo de 2009

Se acabó lo que se daba :-)




Todos esperaban de mí una futura ingeniera que revolucionaría el campo de la aeronáutica o de la telecomunicación, una cirujana de renombre, una científica en el laboratorio o una muchacha que controlaría la bioquímica “¿Es que no te gusta la medicina, hijita?” preguntan hasta con cierto tono de pena “O maetra de’xcuela” salta mi abuelo en el chino mientras tomábamos un chop suey de verduras, pero todo el mundo le hace callar.

Quizás, años anteriores hubo una remota posibilidad de que yo me decantase por el bachiller científico, pero, finalmente, no estuve a la altura.
Esto significó el fin de las buenas expectativas de mis padres- éstos fueron poco a poco superando el trauma psicológico de que su niñita no iba por ciencias-, de mis abuelos, y del resto de mi familia,- bueno, el resto de mi familia en realidad hace caso omiso a todo lo que tenga que ver conmigo, pero para ellos siempre es bueno decir que tienen una sobrina que está trabajando en el hospital privado de cualquier ciudad ganando una buena pizca; que decir que ésta es una trotamundos en busca de noticias sensacionalistas y verdaderas y que, prácticamente, se come los mocos.
“¿De verdad quieres ser periodista? Mira que es muy difícil ese mundo y hay que ser realmente buena” me dice un tío, insinuando con ese tono de prepotencia y de que todo lo sabe, que periodismo es un oficio francamente asqueroso- por no decir que es una mierda-.

Quizás, unos años antes me hubieran dicho que con la construcción tengo la vida resuelta o que mi tío podría colocarme en algún puesto de piloto en una compañía de vuelo alemana. Y es que, como españoles que son, piensan que el hecho de ser piloto también supone un alto prestigio en la sociedad.
Y es este hecho, el de la mentalidad española, el que más me incita a viajar lejos de aquí. “Te invitamos a irte, Laura” escucho retumbando hasta en las esquinas más recónditas de mi mente donde los insectos ya han tejido sus telarañas. Cuanto más lo pienso más me mosqueo, pero no encajo bien con la vida española. Quizás sea la ley de querer lo que no tienes y en cierto modo espero que así sea, pero no hay tarde en la que, teniendo que discutir sobre España, mi padre y yo no nos hayamos enfadado.
Él, por un lado, vocifera que no aprecio a mi país y que estoy muy americanizada en cuanto a pensamientos y que debería no idealizar tanto la vida de los estadounidenses, -ya que son un poco prepotentes y que se creen el culo del mundo- y que subestime un poco menos lo que ya tengo.
Por otra parte, yo, como respuesta, le grito que España, en comparación, ya no sólo con EEUU, sino con cualquier otro país europeo, se queda en la retaguardia. Sí es ciert
o que EEUU guarda y mantiene muchas familias ultra conservadoras y religiosas, de esas que hacen que el desarrollo político, social y económico vaya en retroceso, pero también es cierto que en mayor proporción, son también más liberales.

Estados Unidos VS Spain. Mi opinión es que, si tantos países quieren imitar lo que este país hace- siendo la primera potencia mundial- es porque en realidad lo envidian y quieren ser como América.
En realidad no adoro tanto a Estados Unidos,
pero me gusta mucho hacerlo cabrear y darle este tipo de respuestas.

Ahora que llega el fin de semana y, junto a él, el viernes de graduación y de entrega de orlas, es cuando entonces mitificas la cultura americana y te preguntas porqué no hacéis fiestones con los compañeros como se muestra en High School Musical.
Un discurso en la sala de actos, la entrega de las orlas y, después, cuatro cacahuetes- según mis fuentes de información- y tres botes de coca-cola y un “hasta siempre” porque tu etapa de instituto ya ha finalizado es lo que te spera para esta noche- además de una cena con los compañeros y una salida fiestera y nocturna para celebrar, entre otras cosas, las notas :-D-.

Wellcome college!
Benvenuto fase collegiata!
Willkommen Universität!
Bienvenue Université!
Que, como periodista que quiero ser, habrá que empezar a aprender idiomas nuevos: después de aprender el inglés sin tartamudeos- y acabado la carrera- pienso licenciarme en filología china :-)
Pero, ¡Baja de las nubes, Lauri! Si eres española, no te queda más remedio que complacer a tu abuelo siendo “Maetra d’xcuela”

7 comentarios:

Miguel A. dijo...

Pues curiosamente en el país reino del "ultraconservadurismo" se hace una peli porno con Obama y Sarah Palin y nadie protesta.

Que la hagan aquí con Zapatero o Rajoy, que se monta una...

Un saludo

Þórunn dijo...

Mi madre también me dijo que debería haber elegido el científico para ser médico; yo no quería y descubrí Anatomía de Grey demasiado tarde. Ahora le comemos la cabeza a mí hermana pequeña jejeje...

Me gusta la relexión sobre las diferencias de España con otros países (yo no soporto vuestra pasión por los papeles y documentación que es un jaleo).

Pero me alegro mucho de que nuestro instituto no sea como el De High School Musical, dónde perteneces a un grupo y a una categoría y l gente es demasiado inocente y alegre.

Lau dijo...

pufff lo que daría yo eestar en un instituto donde hayan chicos igual de guapos que Troy Bolton :-P

una peli porno de zetapé y de Rajoy??
jajajjaa

Jose Gines dijo...

puedo borrarme de país y de instituto?

y a ver si hay suerte y a los del año que viene se les despide con el Gaudeamus Igitur "como tie que se"

Lau dijo...

jajajaja nooo!! ¿Por qué no lo has hecho con nosotros?
-verías tú la que se armaba con una propuesta como la del Gaudeamus Igitur-

Jose Gines dijo...

los de música no se lanzan a preparar un coro, y yo solo me sé las primeras estrofas, Gaudeamus igitur,
iuvenes dum sumus.
y encima, fijo que desentono

Lau dijo...

bueno, después de ese 'yesterday' a capella... :-P seguro que no tanto